EL MISTERIO DE LOS CIELOS...
EL MISTERIO DE LA PASCUA
CUARESMA
EL LIMBO
ÁNGELES
SERES ESPECIALES
LA PASION Y ESTIGMAS DE LA VIRGEN MARIA
EL MISTERIO DE LAS 7 PALABRAS DE CRISTO
EL MISTERIO DE LA EUCARISTIA
EL PURGATORIO
TE SIENTES DECAIDO?
SIGUE ADELANTE
DIVINA MISERICORDIA
EL INFIERNO
PLAN OCULTO - NEW AGE
VIA CRUCIS IMAGENES
MENSAJES DE MI MADRE CELESTIAL
LAS 7 LEYES METAFÍSICAS
GENIOS DE LA LUZ
INVOCACIÓN A LOS ÁNGELES
ECOSISTEMA
EL MISTERIO DEL ADVIENTO Y LA NAVIDAD
MÁS LEYENDAS E HISTORIAS
FÍSICA CUÁNTICA EN LA SALUD
PERDÓNAME
ALGUNOS DE MIS POEMAS Y FRASES
MIS ENLACES FAVORITOS
MÍSTICA CRISTIANA
JERARQUIA DE ANGELES
FONDOS DE PANTALLA
IMAGENES DE JESUS
LA MISERICORDIA Y EL PERDÓN
MIS HISTORIAS
MISIONES DE LOS ÁNGELES DE LUZ
FRASES CÉLEBRES
IMAGENES DE ANGELES
PARA SER FELIZ
NO AL ABORTO
MISTERIOS DE LA LUZ
EL MISTERIO DE LOS ÁNGELES
MENSAJE DE JESUS :
VIDEO REAL GRITO DEL SILENCIO
PUNTUALIDAD, CALIDAD Y DISCERNIMIENTO
EL VALOR DEL CARÀCTER Y EL TALENTO
IMAGEN
CUARESMA

TIEMPO DE ORACIÓN,MEDITACIÓN,AYUNO Y CARIDAD...
Imagen
Qué es la Cuaresma?

La Cuaresma es el tiempo litúrgico de conversión, que marca la Iglesia para prepararnos a la gran fiesta de la Pascua. Es tiempo para arrepentirnos de nuestros pecados y de cambiar algo de nosotros para ser mejores y poder vivir más cerca de Cristo.

La Cuaresma dura 40 días; comienza el Miércoles de Ceniza y termina el Domingo de Ramos, día que se inicia la Semana Santa. A lo largo de este tiempo, sobre todo en la liturgia del domingo, hacemos un esfuerzo por recuperar la fuerza y calidad de vida como verdaderos creyentes fieles al amor del Padre Celestial y como hijos de la luz de Dios.

El color litúrgico de este tiempo es el morado que significa luto y penitencia. Es un tiempo de reflexión, de penitencia, de conversión espiritual; tiempo de preparación al misterio pascual.

La duración de la Cuaresma está basada en el símbolo del número cuarenta en la Biblia. En ésta, se habla de los cuarenta días del diluvio, de los cuarenta años de la marcha del pueblo judío por el desierto, de los cuarenta días de Moisés y de Elías en la montaña, de los cuarenta días que pasó Jesús en el desierto antes de comenzar su vida pública, de los 400 años que duró la estancia de los judíos en Egipto.

En la Biblia, el número cuatro simboliza el universo material, seguido de ceros significa el tiempo de nuestra vida en la tierra, seguido de pruebas y dificultades.

EL SENTIDO DE LA CUARESMA:

Es un tiempo de preparación, y un tiempo “fuerte”, caminando hacia la Pascua. El tiempo de Cuaresma como preparación a la Pascua se basa en dos pilares: por una parte, la contemplación de la Pascua de Jesús; y por otra parte, la participación personal en la Pascua del Señor a través de la penitencia y de la celebración o preparación de los sacramentos pascuales bautismo, confirmación, reconciliación, eucaristía, con los que incorporamos nuestra vida a la Pascua del Señor Jesús.



LA IMPORTANCIA DEL AYUNO:

La abstinencia es uno de los mayores y muchos sacrificios que podemos darle a nuestro cuerpo.
Por eso Jesús nos dió ejemplo cuando se apartó del mundo y ayunó en el silencio, en la soledad del desierto...

Es importante desintóxicarnos de toda impureza en nuestro cuerpo y nuestro ayuno en la cuaresma, debe ser a conciencia, con fe y amor agradecido, para prepararnos a comprender el porqué de su "Infinita Pasión", para orar en silencio y poder vivir de esas palabras sabias que nos enseñó Jesús a traves de los evangelios, para cada momento, como alimento de cada día.

Nuestro ayuno no solamente debe ser corporal, sino que a su vez debe ser un ayuno espiritual, ofreciendo más, cantos, alabanzas, misas, orden, confesión, purificación, perdón, paciencia, castidad,templanza, oración, mansedumbre,luz, paz, Justicia, etc..

Nuestro ayuno no debe ser por compromiso y menos falso:
"CUANDO AYUNEIS NO PONGAIS CARAS TRISTES, COMO LOS HIPOCRITAS, QUE DESFIGURAN SUS ROSTROS PARA QUE TODOS LOS HOMBRES LOS VEAN QUE AYUNAN"
(Mt.6, v.16 ; Lc.18 v.9-14.)
"PARA QUE NO CONOZCAN LOS HOMBRES QUE AYUNAS, SINO UNICAMENTE TU PADRE QUE ESTA PRESENTE EN TODO, AUN EN LO MAS SECRETO; Y TU PADRE, QUE VE LO QUE PASA EN SECRETO, TE DARA POR ELLO LA RECOMPENSA"
(Mt.6, v.18)
Sigamos la fuerza y el ejemplo del Maestro Jesús cuando fue tentado por ello :
..SI ERES EL HIJO DE DIOS DI A ESA PIEDRA QUE SE CONVIERTA EN PAN
El hijo Santo de la luz contestó : NO SOLO DE PAN VIVE EL HOMBRE SINO DE TODA PALABRA QUE SALE DE LA BOCA DE DIOS.
ETIMOLOGÍA CUARESMAL:
INCIENSO

El incienso de "incendere", "encender", es una de las resina que produce un agradable aroma al arder. Esta palabra latina da origen también al termino "incensario" (el instrumento metálico para incensar), mientras que la raíz griega "tus", que también significa incienso, explica la palabra "turíbulo" (incensario) y "turiferario" (el que lo lleva).



AYUNO

Llamamos "ayuno" (latín "ieunium") a la privación voluntaria de comida durante algún tiempo por motivo religioso, como acto de culto ante Dios.
CENIZA

(del latín cinis, ceniza) Material proveniente de la combustión de algo por el fuego. Simboliza la muerte, la fragilidad de la vida y también la humildad y la penitencia. Las que se imponen el Miércoles de Ceniza se preparan quemando palmas y olivos benditos el Domingo de Ramos del año anterior..

CONVERSIÓN

Convertirse es reconciliarse con Dios, apartarse del mal, para establecer la amistad con el Creador. Supone e incluye dejar el arrepentimiento y la Confesión de todos y cada uno de nuestros pecados. Una vez en gracia (sin conciencia de pecado mortal), hemos de proponernos cambiar desde dentro (en actitudes) todo aquello que no agrada a Dios.

LIMOSNA

La palabra griega «eleemosyne» proviene de «éleos», que quiere decir compasión y misericordia; inicialmente indicaba la actitud del hombre misericordioso y, luego, todas las obras de caridad hacia los necesitados. Esta palabra transformada ha quedado en casi todas las lenguas europeas:
En francés: «aumone»; en español: «limosna»; en portugués: «esmola»; en alemán: «Almosen»; en inglés: «Alms».

ABSTINENCIA

(del latín abstinentia, acción de privarse o abstenerse de algo) Gesto penitencial. Actualmente se pide que los fieles con uso de razón y que no tengan algún impedimento se abstengan de comer carne, realicen algún tipo de privación voluntaria o hagan una obra caritativa los días viernes, que son llamados días penitenciales.

VÍA CRUCIS

(en latín: El camino de la cruz) Ejercicio piadoso que consiste en meditar el camino de la cruz por medio de lecturas bíblicas y oraciones. Esta meditación se divide en 14 o 15 momentos o estaciones. San Leopoldo de Porto Mauricio dio origen a esta devoción en el siglo XIV en el Coliseo de Roma, pensando en los cristianos que se veían imposibilitados de peregrinar a Tierra Santa para visitar los santos lugares de la pasión y muerte de Jesucristo. Tiene un carácter penitencial y suele rezarse los días viernes, sobre todo en Cuaresma.
ANUNCIACIÓN DEL SEÑOR

Solemnidad que se celebra el 25 de marzo, nueve meses antes del día de Navidad. Se recuerda el anuncio del ángel a María y la Encarnación del Verbo de Dios. Es una fiesta de carácter cristológico y, al mismo tiempo, mariano.


TRIDUO PASCUAL:
El santo Triduo Pascual se prepara en el tiempo de Cuaresma y se prolonga en la alegría de los cincuenta días del Tiempo Pascual.
La palabra triduo en la práctica devocional católica sugiere la idea de preparación. A veces nos preparamos para la fiesta de un santo con tres días de oración en su honor, o bien pedimos una gracia especial mediante un triduo de plegarias de intercesión.

El triduo comienza con la misa vespertina de la cena del Señor, alcanza su cima en la vigilia pascual y se cierra con las vísperas del domingo de pascua.

Esos tres días, que comienzan con la misa vespertina del jueves santo y concluyen con la oración de vísperas del domingo de pascua, forman una unidad, y como tal deben ser considerados. Por consiguiente, la pascua cristiana consiste esencialmente en una celebración de tres días, que comprende las partes sombrías y las facetas brillantes del misterio salvífico de Cristo. Las diferentes fases del misterio pascual se extienden a lo largo de los tres días como en un tríptico: cada uno de los tres cuadros ilustra una parte de la escena; juntos forman un MISTERIO DE UNIDAD.

El Triduo Pascual, centro del año litúrgico, está formado desde muy antiguo por los días viernes, sábado y domingo. El Señor resucitó el primer día de la semana hebraica (nuestro domingo), día en que según el relato bíblico, Dios había comenzado su obra creando la luz y separándola de las tinieblas.

Viernes Santo

La procesión del Viernes Santo.
El Viernes Santo la Iglesia celebra la Muerte salvadora de Cristo. En el Acto litúrgico de la tarde, medita en la Pasión de su Señor, intercede por la salvación del mundo, adora la Cruz y conmemora su propio nacimiento del costado abierto del Salvador (Cfr. Jn 19,34).
Sábado Santo

Durante el Sábado Santo la Iglesia permanece junto al sepulcro del Señor, meditando su Pasión y Muerte, su descenso a los infiernos y esperando en la oración y ayuno su Resurrección.
La Eucaristía Pascual

En la eucaristía del Domingo de Resurrección se comenta la experiencia del triduo, y varios participantes del mismo dan testimonio al reconocer que su vida cristiana se ha visto robustecida por estas celebraciones regeneradoras, al modo de unos «ejercicios espirituales» litúrgicos. El acontecimiento pascual, sacramentalmente celebrado en la eucaristía, no se reduce sólo a Cristo y a la Iglesia, sino que tiene relación con el mundo y con la historia. La Eucaristía Pascual es promesa de la Pascua del universo, una vez cumplida la totalidad de la justicia que exige el reino. Todo está llamado a compartir la Pascua del Señor, que, celebrada en comunidad, anticipa la reconciliación con Dios y la fraternidad universal.
imagen